Conoce más sobre el Autocoaching

En los últimos años, el balance entre la vida profesional y la vida privada ha ido ocupando un primer plano. El éxito ya no se mide únicamente por lo conseguido en una carrera profesional. Este equilibrio se ha convertido en un tema importante al interior de las organizaciones. La búsqueda de este balance puede hacerte sentir perdido, sin rumbo, insatisfecho o imposibilitado de encontrar soluciones a los desafíos de la vida cotidiana.

Esta sensación -más común de lo que imaginas- tiene que ver, en muchos casos, con las expectativas sobre tu futuro, los cambios en tu entorno, tu estado emocional, con cambios en tus intereses, tus expectativas o con procesos vitales que forman parte de tu evolución como persona, etc.

Para muchas personas esto representa un momento definitorio, para el que no se encuentran convenientemente preparados, por lo que suelen atravesar por momentos de desmotivación, apatía e incluso, depresión. Afortunadamente, existen múltiples formas para ayudarnos a atravesar estas etapas, una de ellas, es el autocoaching.

Se trata de una metodología que potencia nuestros talentos personales y desarrolla mejor nuestras capacidades, logrando un cambio positivo en los diferentes ámbitos de nuestra vida.

Al no requerir del apoyo de un especialista, puedes avanzar a tu ritmo propio y sin la presión de tener que pagar más por nuevas sesiones. Aunque es recomendable contar con refuerzos didácticos para llevarlo a cabo.

Stefanie Demann, reconocida coach y autora del libro 30 minutos, Self-coaching. Mejorar el rendimiento en el trabajo, señala:

“A menudo, el reconocer la propia insatisfacción es el pistoletazo de salida de un proceso de desarrollo personal”.

Este reconocimiento inicial debe acompañarse de un diagnóstico que nos permita evaluar en qué momento nos encontramos. Por ejemplo, obsérvate a ti mismo durante un rato, las primeras horas de la mañana puede ser un buen momento. Responde las siguientes preguntas:

  • ¿Te sientes descansad@ cuando suena el despertador?
  • ¿Te levantas de buena gana?
  • ¿Qué cara ves en el espejo?
  • ¿Qué piensas mientras estas preparando para irte al trabajo?
  • ¿Te alegra comenzar el día?
  • ¿En cuáles cosas de las cosas que no te gusta hacer piensas una y otra vez?

Este inventario requerirá una buena dosis de sinceridad y energía. Reflexionar sobre tu situación, reorientarte y trazarte objetivos es algo que requiere fuerzas y constancia. Se trata de un compromiso contigo mismo. Quienes se encuentran en el proceso de autocoaching procuran no malgastar su energía.

Si decides emprender el autocoaching descubrirás que casi siempre aporta más preguntas que respuestas, pero no te preocupes, nadie te va a presionar. Este camino responderá siempre a tus necesidades.

Toma tu insatisfacción como una señal de que hay que cambiar algo. Otórgate el valor que mereces y presta atención a lo que te abona energía y a lo que te la roba. Y ten presente que una crisis representa una oportunidad.

Las asistentes de Octhopus siempre prueban nuevas técnicas para lograra más productividad y el auto coaching es la metodología de este mes.

En la siguiente entrega te compartiré algunas estrategias y recursos que podrán ayudarte a llevar a cabo tu autocoaching. Sí tienes dudas, no dudes en compartirlas en nuestro contacto de Octhopus, con gusto te ayudaré a encontrarle respuestas.

Andrés Mayo

Andrés es periodista, especialista en medios y procesos de comunicación y fan de Octhopus. Coordina equipos multidisciplinarios, aprovechando lo mejor de cada integrante, para alcanzar de forma creativa las metas de sus clientes. Su trabajo ha sido publicado en Revista +Cultura y en diferentes medios impresos.

More Posts